Todas las caras de Guinea Bissau

Fundación Cideal y Guinea Bissau
Tal vez la cara más conocida de Guinea Bissau sea la que nos ofrecen los medios de comunicación: corrupción, golpes militares, inestabilidad política, tráfico de drogas… y, lamentablemente, esta imagen no dista en exceso de la realidad de un país que vive una situación compleja. Y en este contexto la sociedad civil, y muy especialmente las mujeres, trabajan a diario para asegurar el bienestar y la seguridad alimentaria de sus familias.

 Guinea Bissau es un país que depende fundamentalmente de la producción agrícola y la pesca, y en el que más del 70% de las mujeres se dedica al sector primario, lo cual corrobora que, al igual que en el resto de África, la mujer guineana desempeña un papel importantísimo en el desarrollo socioeconómico del país.

 De todo menos liviana es la tarea que tienen por delante las mujeres guineanas cuando amanece y comienza su jornada: cuidar y educar a los hijos, recoger leña y agua para cocinar, y cocinar…, y recoger más agua para beber, para ducharse y para lavar la ropa, extraer sal, cultivar las huertas y los arrozales, pescar, ahumar el pescado, vender sus productos en los mercados locales… y todo ello bajo un sol de justicia que no da tregua y con unas temperaturas que rondan los 35⁰. Y si a lo que marcan los termómetros añadimos el hecho de que tan sólo el 4% de la población tiene acceso a la electricidad, no resulta extraño que en los mercados locales exista una gran demanda de pescado ahumado.

Por eso la Fundación CIDEAL, con la colaboración de la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID), ha puesto en marcha un proyecto mediante el cual tratamos de apoyar a las mujeres de la comunidad de Bissa (en la región de Biombo) con la construcción de hornos más eficaces para el tratamiento del pescado.

Estos hornos utilizan menos cantidad de leña, son más rápidos y emiten menos humos. Esto tiene un impacto positivo en la salud de las familias, porque reduce el número de casos de infecciones oculares y respiratorias, así como en la conservación de los recursos naturales, porque reduce el consumo de leña, y en la calidad de vida de las mujeres, que han de dedicar menos tiempo a esta actividad.

Y para sacar el mayor rendimiento a los nuevos hornos mejorados, se ha programado una formación complementaria para que las mujeres aprendan las nuevas técnicas de ahumado e incorporen buenas prácticas de higiene en el procesamiento del pescado.

para terminar, aquí os dejo algunas fotos de Guinea Bissau que he hecho durante estos últimos meses. Espero que os gusten! pincha aquí

Iria Bello
Fundación CIDEAL en Guinea Bissau

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s