La cooperación española y el reto de la integración regional en África Occidental

Con el objetivo de profundizar el conocimiento sobre la evolución, situación actual y perspectivas de los procesos de integración regional, la AECID ha encargado al Grupo de Estudios Africanos el informe ‘Los procesos de integración regional de la CEDEAO y la cooperación internacional’, presentado el pasado miércoles, y que recoge también un análisis sobre los principales logros y desafíos de la cooperación española en la región.

cedeaoEl informe deja patente que África Occidental es una región prioritaria para la cooperación española, que ha apostado por la integración regional como motor de desarrollo, consolidando así una asociación estratégica con la Comunidad Económica de Estados de África Occidental (CEDEAO). El documento profundiza en el proceso de integración de aquellos Estados miembros que son actualmente socios prioritarios de la cooperación española como Senegal, Mali y Níger, así como otros países considerados de especial relevancia a nivel regional para España como Nigeria, Ghana, Cabo Verde y Burkina Faso.

El documento analiza la integración regional en tres sectores: i) agricultura y seguridad alimentaria; ii) energías renovables y conectividad energética, e iii) infraestructuras, migración y desarrollo, de los que se exponen los principales avances y obstáculos, incluyendo los aspectos más destacados de las políticas de la Unión Europea (UE) y su impacto en los procesos de integración regional de la CEDEAO.

Entre los avances, se encuentra el papel clave que están desempeñando las mujeres, con el enfoque de género cada vez más presente en todos los proyectos desarrollados, así como una política regional basada en una lógica de soberanía alimentaria que cuenta con un plan de inversión regional y nacional en el que los donantes están alineados con las prioridades regionales.

El informe también cita los logros alcanzados en el sector de las energías renovables, donde algunos países, como Cabo Verde o Ghana, ya han establecido un marco regulatorio con incentivos para propiciar la inversión.

Entre los principales obstáculos reseñados, destaca la fragilidad del contexto y las tensiones originadas por acuerdos bilaterales al margen firmados por algunos países con la Unión Europea, además de retos a nivel de coordinación, por el complejo marco de actores, países e iniciativas que en muchas ocasiones se solapan y malgastando los escasos recursos existentes. También destaca cierta resistencia de los Estados a ceder soberanía a una institución regional.

En definitiva, el informe aboga por la creación de un espacio adecuado de reflexión para abordar estos obstáculos en el que haya más transparencia, más coherencia de políticas y más concentración sectorial, y siempre en un marco de estabilidad política.

CONSULTA EL INFORME

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s